¡¡¡Atención, atención!!! Las impresoras 3d domésticas revolucionarán los hogares de todo el mundo. Gracias a las impresoras 3d ya no tendremos que comprar más repuestos al fabricante, imprimiremos en casa todo lo que necesitemos, rápido, barato, sencillo. Diseñe su propio biberón de forma exclusiva para su niño, sus vasos, sus zapatas de freno…

Seguro que han leído u oído todas o alguna de estas afirmaciones y, sin embargo, detrás de todas ellas se esconde una “estafa” de marketing dirigida por los propios vendedores de las impresoras 3d domésticas. Pero, “vayamos por partes”, como decía Jack.

1º. ¿Quién sabe diseñar en 3d? Hagamos la prueba, pare a 10 individuos al azar y con suerte encontrará uno que sabrá de que le está hablando. Diseñar con Autocad, Catia, Rhinoceros u otro programa de 3d no es algo que se aprenda de la noche a la mañana y necesita su tiempo y preparación. De hecho, hay gente que hasta le pagan por hacerlo (ironía).

2º. Todo eso del diseño 3d suena muy profesional, ¿no hay nada más sencillo? Claro,  utilice un programa en el que tiene formas preestablecidas y agrande o achique con un movimiento de dedos. Hasta un niño lo puede hacer. Pero, entonces, ¿cómo va a tener mi valvulita de la cafetera el tamaño adecuado? Buena pregunta, busque algún amigo ingeniero que le ayude.

3º. No sabe diseñar en 3d, no se preocupe, escanee el objeto en 3d y luego imprímalo. Si va a escanear un objeto del que desee una buena precisión no utilice la kinect, por favor, utilice un escáner profesional. Una vez escaneado el objeto en cuestión, en primer lugar tendrá una nube de puntos, una vez convertido, una bonita malla (es decir, la superficie del objeto compuesta por cientos de triángulos conectados) y después de esto, si todo ha ido bien podrá imprimir su pieza con un margen de error. Si ha habido algún problemilla en el escaneado tendrá que utilizar un software de reparación de mallas, el cual rellenará agujeros, volteará normales invertidas, etc. Y, por supuesto, olvídese de escanear nada más que la parte externa de la pieza. Nada de recovecos, conductos, partes interiores o móviles.

4º. Eso del escáner parece muy complejo. Si saco una foto, ¿luego puedo sacar el modelo 3d?. Pues no, las fotos en sí mismas llevan deformaciones de las cuales podríamos estar dos páginas enteras hablando, por no decir que no se tiene la referencia del tamaño real. Conseguiría algo que se parecería, pero no cumpliría con la precisión necesaria. Por cierto, se llama fotogrametría (por aquello de la culturilla general).

5º. ¿Y si descargo el modelo 3d de internet para imprimirlo en casa? Claro, no hay problema. Sólo hay que tener en cuenta los derechos de autor… ¿Los derechos de quién? Si hombre, sí, los modelos tridimensionales tienen dueño, sobre todo aquellos que son componentes de sus electrodomésticos, bicicletas, coches, etc.

6º. He impreso un modelo pero curiosamente no tiene la misma resistencia a lo largo que a lo ancho… Esto tiene que ver con la resistencia axonométrica. Es decir aquella resistencia que es igual en los tres ejes X, Y y Z. Es decir, que si cogemos una pieza y, por ejemplo, la intentamos flexionar, va a tener la misma resistencia en todos sus ejes. Ups, las impresoras domésticas son, por el momento, de tipo FDM. El FDM es una tecnología en la que un hilo se funde y vuelve a endurecer formando la pieza a imprimir. Pensemos por un momento, un hilo, sobre otro hilo, sobre otro…¿va a tener la misma resistencia en la unión entre hilo e hilo que a lo largo del filamento? Obviamente, no.

7º. Diseñe sus propios objetos cotidianos y juguetes para sus hijos. Por favor, un poco de precaución e inteligencia en este punto. Seguramente, ninguno dejaríamos un chisme comprado en un todo a cien en la boca de nuestros hijos, ni lo meteríamos en el microondas para calentarnos la cena. Entonces, ¿vamos a imprimir nuestros cubiertos sin ninguna garantía sanitaria? Va a ser que no.

En fin, que podríamos seguir hablando de porqué las impresoras FDM o domésticas no van a solucionarnos la vida, ni nos van ahorrar dinero, ni son seguras para utilizar sus piezas alegremente. Curiosamente, en las instrucciones de cualquiera de ellas no dan advertencias de ningún tipo sobre las piezas impresas, quizá porque los fabricantes presuponen que no lo vamos a hacer. Todavía me sigo preguntando porqué fabricantes de otros aparatos advierten sobre no parar una sierra redonda con cierta parte del cuerpo desnuda o no introducir animales vivos en la secadora…

  1. Norbert Rovira says:

    Totalmente de acuerdo. Hay un hype bestial y Makerbot ya ha vendido más de 20.000 impresoras.

    Me viene gente a preguntar en nuestros eventos del grupo en Barcelona (http://www.meetup.com/3D-Printing-Barcelona/) pero la mayoría son artistas o diseñadores. Los ingenieros tienen otro objetivo, que es montar la impresora más que el uso posterior. Usuarios de a pie pocos…

    Las marcas venden las impresoras domésticas como plug&play pero todavía requieren conocimientos para ajustarlas, configuraciones diferentes según la pieza a imprimir, etc.

    Pero yo creo que una vez esto vaya mejorando la opción del repositorio de piezas a descargar acabará imponiéndose. Lo mismo pasó con la música, como la descarga y reproducción se fue haciendo fácil el formato digital tuvo adopción masiva. Veremos porque el tema de copyright traerá cola.

  2. Javier says:

    Puede que aun solo sea para entendidos en la materia , pero quien no atisve el futuro de las impresoras 3D, es que es de lo mas obtuso.y el derecho de autor, al que te refieres, tal y como lo conocemos “ha muerto”,estamos en los primeros pasos y si hay dificultades ,pero esto va muy rápido..

  3. cesar says:

    este articulo la” “estafa” de la impresoras 3d domésticas” es claramente el punto de vista del escritor que por cierto es una persona sin vision del futuro.

    en mas o menos palabras fue lo que dijieron de las computadoras en su inicio.
    quien compra ese aparato no sirve para nada……bla bla..bla….
    y ahora ven que hogar no tiene una computadora…

    • admin says:

      Hola César, obviamente el artículo está escrito desde nuestro punto de vista pero creo que no lo has entendido bien. Este artículo está destinado a proteger a personas de vendedores sin escrúpulos, que a través de la televisión u otros medios venden lo que sea a cualquier precio. Las impresoras 3d son algo increíble y ahora mismo están consiguiendo que muchas empresas ahorren dinero en sus etapas de diseño y prototipado. El problema está en vender impresoras 3d “caseras” haciéndonos creer que va a ser la panacea para nuestros problemas cotidianos. Hay que tener en cuenta que los materiales que hay actualmente son los que son, y distan mucho de tener las propiedades mecánicas de piezas que se usan por ejemplo en un electrodoméstico o en un vehículo. A lo mejor en 50 años se ha resuelto todo esto y hay todo tipo de materiales, pero ahora mismo, parece complicado, sobre todo por el coste que suponen. En cualquier caso, (salvando las distancias) y como apunte, se puede pensar en las impresoras fotográficas. Cuando salieron al mercado, parecía la solución al revelado tradicional, sencillo y rápido sin moverte de casa. Y hoy en día, ¿quién imprime sus fotos en casa?. Prácticamente nadie por el coste que supone. Es más económico utilizar cualquiera de los servicios web que hay con infinidad de posibilidades de personalización.

  4. mike says:

    Tenia entendido que las domésticas eran las de deposición de hilo, y que las FDM eran ya las profesionales (Fused deposition modeling)que inyectan material de modelado y material de soporte en capas, siendo retirado este último al finalizar el proceso.

    • admin says:

      Fused deposition modeling y deposición de hilo fundido es lo mismo. La tecnología es la misma. Lo que cambia entre gamas,domésticas y profesionales es rendimiento, fiabilidad, variedad de materiales, número de cabezales, etc. Todo esto proporciona ventajas en el uso y las piezas realizadas que distinguen a la impresora profesional de la doméstica.

  5. Nando says:

    Pues no se si las domesticas, (obviamente no puedes esperar el mismo rendimiento de 500€ frente a 3000€) pero creo que esto moverá el futuro, y seguramente, si no tu hijo, algún descendiente tuyo, se meterá un muñeco a la boca, hecho con una impresora 3d… es el trascurso de la “evolución”

  6. Florencia says:

    No entendi mucho, pero quisiera saber cual es la consecuerncia etica que causa en la sociedad estas impresoras 3D, ya veo que son muy utiles en varios aspectos,pero algo de negativo tiene que tener, por ejemplo, si llegaran a perfeccionar la impresora & empezaran a imprimir gente? cual seria la reaccion ante eso? negativa o positiva, bueno gracias

  7. buf! says:

    A ver, Florencia.

    Primero. Ya “imprimimos” seres vivos. Se llama clonar y hemos hecho una oveja. Dolly. Ya produjo su revuelo y ya se discutieron las cuestiones éticas relacionadas. No veo la diferencia en hacer un clon en un laboratorio biomédico e imprimirlo.

    La tecnología es irrelevante. La aplicación es importante.

    Segundo. ¡Y también se imprimen células! Más o menos, bueno, se está trabajando en ello. Así que pronto imprimiremos órganos para reemplazar otros que estén enfermos o dañados. ¿Algún día una persona entera?

    Tercero. Si algún día imprimimos una persona entera, ¿qué? Con la carrera hecha y todo, ¿verdad? ¿Con tus recuerdos o con los míos? Hacer un cuerpo no es algo tan preocupante. Si desarrollamos la capacidad de transferir conciencias entre cuerpos, ESO sí que va a traer discusiones filosóficas interesantes. ¿Dónde está el alma? Y, ¿qué pasa si transfiero mi conciencia a tu cuerpo?

  8. yacano says:

    Yo me dedico a la reparación de maquinaria industrial, muchas veces es imposible conseguir un recambio, ¿Qué necesito para poder programar una impresora 3D?, ¿Qué nivel de CAD y que software?.

  9. admin says:

    Si te estás refiriendo a imprimir un recambio en una impresora 3D, necesitas el modelo 3D de dicho recambio.

    Es decir, necesitas la pieza en formato digital. Normalmente, ningún fabricante ofrece estos diseños de modo que sólo te queda hacértelo tú mismo o contratar a alguien que te lo diseñe. Esto, suponiendo que tengas la información para poder diseñarlo, por supuesto.

    La otra alternativa es, si dispones de una pieza igual a la que quieres imprimir, escanearla en 3D. Una vez que tienes el modelo 3D de la pieza, ya sea porque lo has diseñado o porque lo has escaneado, puedes imprimirlo.

  10. jaime says:

    hola, leyendo el articulo entiendes muchas cosas que realmente están mal informadas por los mas-media. me ha resultado esclarecedor y es de agradecer que en este mundo de oportunistas alguien se preocupe mas por el buen uso de la tecnología que por el supuesto beneficio que nos venden. gracias. por cierto, aquellos que tratan de menos preciar el sentido de tu articulo es solo porque se han comprado un ipone y ahora tiene que justificarlo.

  11. Ramón Garcinuño says:

    Buenas,

    Como dice Admin, hay que ser precavidos con los vendedores profesionales, pero en todos los ámbitos, no sólo en la tecnología 3d. Hoy por hoy la tecnología 3d tiene ventajas y desventajas frente otras tecnologías.
    *editado publicidad comercial*
    Así mismo quedo a vuestra disposición para aclarar cualquier duda o concepto que consideréis.

    Saludos

  12. kike says:

    Yo creo que finalmente esto de la impresión 3D revolucionará el sector industrial , el diseño y el sector del hobby de aficionados al modelismo, aeromodelismo etc… , pero a nivel popular no creo que llegue ( al menos en un tiempo razonable ) a ser lo que algunos estáis planteando. Que algo se pueda hacer no quiere decir que resulte lo suficientemente interesante o rentable como para hacerlo.

    Para poner un ejemplo claro , creo que pocos son los que se plantean descargar un libro de 500 páginas e imprimirlo con su impresora de chorro de tinta en su casa. Si ese libro existe en las librerías de forma comercial siempre tendrá mejor acabado y será más económico que lo que puede suponer el coste de la tinta de la impresora + el gasto de los folios, sin contar el tiempo que llevaría imprimirlo, organizarlo y encuadernarlo adecuadamente. Pues creo que esto mismo es lo que va a pasar con la impresión 3D para el gran público.
    No creo que a mucha gente le interese realizar la inversión de compra y mantenimiento de una impresora 3D para fabricarse una vez cada 5 o 10 años su propia vajilla, aunque fuera un proceso sencillo de descargar unos modelos e imprimirlos.

  13. Lluis says:

    Interesante, pero la doméstica acerca a las pequeñas empresas que no pueden acceder agrandes impresoras italianas al futuro? Es decir, el material que usan para prototipar, es apto para hacer moldes de yeso para hacer prototipos de metal a la cera perdida?

  14. kinjo says:

    Totalmente de acuerdo, una impresora 3D no es la panacea y hay mucho “vendemotos”.
    Existen muchos modelos y la mayoría de ellos requieren conocimientos específicos y mucho trabajo para hecerlas funcionar medianamente bien. He probado y visto bastantes de ellos e incluso el más sencillo no es como usar una tostadora. No obstatnte, para aficionados y profesionales (ingenieros, arquitectos, diseñadores…) si existen buenas opciones a las que sacarles partido. Yo puedo recomendar la impresora 3D CLOTO (que ademas es de fabricación española).
    Si alguien quiere info, tienen una web http://www.cloto.es

  15. Laura says:

    Ya de por sí el titulo del post es un poco exagerado, casi tanto como la burbuja que se está creando alrededor de las impresoras 3D domésticas. Evidentemente el diseño 3D no ha sido muy accesible a cualquiera hasta ahora (ejemplos del autor Autocad, Rhinoceros, etc), pero el desarrollo de soft ultra-sencillo como tinkercad, Autodesk 123D Make (y la multitud de aplicaciones gratuítas) y otros muchos, son claros ejemplos de la inmersión total y el esfuerzo de las empresas implicadas que creen firmemente en que esta industria va a crecer mucho.
    Los repositorios de diseños 3D descargables y gratuítos se pueden utilizar actualmente sin restricciones, no sé a qué viene lo de derechos de autor. Los ficheros de pago, son otra cosa, claro.
    Y luego está la cuestión de los materiales, que por supuesto estoy de acuerdo con que es necesario tomar precauciones sobre todo cuando aún no hay información accesible sobre este tema. Aunque ya se están haciendo estudios, claro. Y el desarrollo de todo tipo de materiales, como los biocompatibles de Taulman (T-Glase) que pueden utilizarse perfectamente para alimentación, están dando pasos de gigante para acercar la impresión 3D a todos los sectores. Saludos.

  16. Luis Rodríguez says:

    Un artículo muy interesante y con los pies en el suelo. Me gustó leerlo. Cierto es que esta tecnología nos deja a todos con la boca abierta. (y eso los “vende motos” lo saben aprovechar). Pero mas allá de la fase inicial de asombro hay que ver cómo puede ser útil y a quién puede ayudar.

  17. Guido Panatti says:

    Me parece que la nota de por si esta denotando amarillismo. Bien podriamos decir que tantos otros productos que resultaron vanguardistas, novedosos o revolucionarios han sido criticados desde muchos puntos de vista, y en muchos cosas afirmando que fueron realizados unicamente con el fin de lucro.
    Pensemos un poco mas, pensemos que cuando nacio la internet, se creo un paradigma y a su vez en respuesta a su funcion netamente comercial, nacio el movimiento hacker. Y hoy se desprende el Opensource como un derivado de tal.
    Cuando una empresa, o marca opta por decir “vendemos impresoras 3d” decididamente estamos hablando que se vende algo que de por si nacio para ser libre. En este punto estoy totalmente de acuerdo con el autor del articulo.
    Sin embargo, el futuro depara horizontes que aun no son claros pero del cual no estamos lejos. Aeroplanos impresos en una sola pieza, estandarizacion de componentes, impresion a nivel celular (reemplazo de venas y arterias, organos a futuro), impresion de estructuras edilicias (pensemos en generacion de espacios sin limites de la forma, ahorro en traslados (lean a que apunta la NASA)… Nombre algunas cosas.
    Agreguemos el concepto “casero”, hogareño. Pensemos que la interfaz grafica y su lectura hoy ya es sencilla en muchos de estos programas, no creen que en 10 años, tal vez hasta menos, no se pueda resolver eso?
    Posiblemente la impresion 3D no sea un paradigma tecnologico, pero si llego para revolucionar la forma de ver las cosas y comprenderlas.

  18. paco says:

    cuantos tenéis en el bolsillo un aparato de 500€ que no sabéis usar? así y todo os lo compráis cada año uno nuevo, seguid comprando y enriqueciendo a los ricos mas, mientras que nosotros seguiremos luchando por la igualdad y haciendo oídos sordos, aquellos que frenan el progreso por un interés aun por descubrir, que la tecnología lleve a todos por igual y no solo a los que tienen dinero.
    y en vez de escribir este post tan agradable podías dedicar tu tiempo a estudiar, como mejorar las impresorar3d y no a criticar que es mas fácil claro, ( az algo por la humanidad)

  19. cris reguant says:

    Buen debate, felicidades! hacerse todas estas preguntas es de personas inteligentes y pensantes, que es lo que hace falta en esta “boombuja”.
    Tras unos 15 años trabajando con impresoras3D a nivel PRO (metales, aleaciones, PA’s, cerámicas, ceras, moldes impresos, rapid manufacturing, etc…) solo haré una comparación: La Termomix fue el boom para no-cocinar y vender muchos aparatos fabricados en China o donde sea, pero si te gusta cocinar, no te hace falta la termomix… No fue disrruptivo en nada, pero hicieron dinero a costa de muchos usuarios finales.

    Ahora asesoro modelos de implantación de 3D tech’s, y aun no he visto ninguno disruptivo que sea viable, excepto el mio del hort/lab (que podeis ver en Fb) y los que van vinculados a ingenierias

    Guido, los makers no hacen tejidos regenerativos en casa, ni por seguridad, ni por capacidad de equipos, ni por nada: necesitas un PC como dios manda que vale mas que la impresora para empezar, por no desglosar toda la inversión.

    Y Paco… cuanta gente se ha fabricado en plan DiY un taladro en casa? Es mejor comprarlo o llamar a un amigo y que te deje el que se compró el y que tampoco necesitó fabricarlo? Y si la reparacion es muy importante…seguiremos acudiendo al profesional.

    Sois parte del juego del sistema de monetización aunque no querais verlo. Y nosotros que nos alegramos de que haya tanto debate.

    Gracias a tod@s!!

    • admin says:

      @cris

      Si puedo preguntar, ya que has trabajado con impresoras 3D a nivel PRO (según tus palabras) durante 15 años, ¿en qué empresa lo has hecho? Porque todo ese curriculum que has expuesto me resulta complicado de creer, por lo menos basado en mi experiencia de implantación de tecnologías 3D en España.

      Lo del hort/lab, y ya ves que no te censuro tu autopublicidad, si tiene que ver con la impresión 3D mándame una explicación traducida por favor. Estaremos encantados de escribir un artículo sobre vosotros.

      Y con respecto a tu frase de “sois parte del juego…”, dos apuntes. Primero, si vienes a trolear, vete, que no nos interesa. Y lo de que “nosotros nos alegramos de que haya tanto debate”, ¿me puedes aclarar a quién te refieres con “nosotros”?

      Gracias y un saludo.

  20. Víctor says:

    Hola a todos!!

    No sabeis lo que me a agradado leer este post!! En serio!!
    Llevo bastante tiempo en el mundillo del 3D, escaneado e Impresion 3D, y tengo que decir que estoy 100 % de acuerdo con todo lo que habeis dicho.
    No paro de decir a la gente cuando me pregunta, que hay una falta de informacion grandisima entre lo que ofrecen y lo que se puede hacer.
    De otra manera, puedes comprarte un helicoptero para llegar muy rapido a los sitios, que si no sabes pilotarlo no tienes nada que hacer…
    Cris, tb tengo mucho interes saber donde has trabajado durante 15 años con imrpesoras 3D!
    Animo chicos, seguid con este blog, me gusta!!

Deja un comentario