Vaya, parece que en Estados Unidos la crisis se lleva a otro ritmo. ¿Y por qué decimos eso? porque mientras en España no sabemos muy bien como pagar los gastos básicos del país, en Estados Unidos el Pentágono va a invertir la friolera de 84 millones de euros en un instituto de impresión 3d para su uso en defensa e industria aeroespacial. La creación de este centro está englobada dentro del plan de innovación (National Network for Manufacturing Innovation) que prometió Obama en Marzo de este mismo año. Este será el primer centro (de los 16 previstos) que ha elegido la impresión 3d (additive manufacturing) como foco para sus investigaciones. Según un anuncio que se hizo público en manufacturin.gov, el instituto piloto estará formado por varias instituciones  lo permitirá cubrir una amplia gama de desarrollos:
  • Desarrollo de procesos de impresión 3d con fuentes abiertas, de tal forma que se posibilite la integración en diferentes procesos y softwares.
  • Fabricación de nuevos materiales híbridos con propiedades multifuncionales tales como conductividad eléctrica, conductos de refrigeración y procesos de deposición.
  • Incorporación de procesos de metrología y procesos de control de medición.
  • Acabado de la superficie mejorados, resistentes a la corrosión.
  • Metodologías avanzadas para el prototipado rápido y la fabricación funcional a través de la integración de diseños digitales con técnicas de ingeniería inversa.
  • Métodos de fabricación de bajo consumo.
Y todo esto, tiene una explicación, los militares quieren utilizar la impresión 3d para lo mismo que el resto de los mortales: ahorrar costes en la fabricación de nuevos productos (en este caso tecnología relacionada con el armamento) e incluso permitir la impresión de piezas necesarias sin necesidad de esperar al envío de la mismas.
Nos queda la duda de qué gigante de la impresión, 3D Systems o Stratasys (incluyendo a Objet), se llevará el gato al agua con los contratos con el gobierno americano.  Objet ya tiene experiencia en estas lides, ya que su tecnología también ha sido utilizada por el ejercito de Israel aunque nos tememos que 3D Systems no se lo va a poner fácil.

 

  1. Javier says:

    84 millones ,eso es calderilla…el pasado mes españa compro dos submarinos por la friolera de 3.500 millones de €. hay que estar un poco mas informado..

  2. admin says:

    Javier, lo que gaste el gobierno en submarinos no nos interesa en este blog destinado a la impresión 3d. En España, practicamente nadie sabe lo que es y vamos camino de seguir sin saberlo. Las cuatro universidades contadas que tienen impresoras 3d las usan con cuenta gotas porque no hay fondos para la educación y el aprendizaje, lo cuál es realmente preocupante.

Deja un comentario